Las startups de España y Portugal han creado más de 6000 puestos de trabajo en 2020, según el estudio “Análisis de una nueva generación de startups en España y Portugal”, impulsado por CaixaBank, a través de DayOne, con la colaboración de la profesora del IESE Julia Prats.

La crisis covid en las startups de España y Portugal

Los datos del informe, publicado en la página web de CaixaBank, muestran cómo estas empresas de nueva creación se han adaptado a las circunstancias, confirmando su flexibilidad y capacidad de reorientación en contextos de crisis.

Una de cada tres empresas analizadas en el estudio (326 startups, que representan el 34% de una muestra total de 955 compañías) ha aumentado sus ventas en 2020 respecto al año anterior, con una media en el incremento de su facturación del 22%, sin recortar plantilla ni acogerse a medidas especiales para regular el empleo.

El 63% de las startups declaran que la crisis de la Covid-19 no ha tenido impacto en el número de empleados, el 70% de la muestra ha aumentado la plantilla en el periodo 2019-2020 y el 90% espera incrementarla en 2021.

Tal y como indica el informe, contar con equipos fundadores más experimentados ha hecho posible una gestión exitosa de esta crisis. Y es que el 72% de las startups de España y Portugal analizadas están creadas por emprendedores que ya han lanzado tres o más empresas. Además, el 75% de los emprendedores tiene más de 6 años de experiencia en el sector en el que emprenden, y entre ellos, el 31% más de 11 años.

El 83% de los fundadores tiene un grado universitario o superior (máster o grado superior), mientras que los que tienen un doctorado son un 9%, nivel similar con las ediciones anteriores.

Por otro lado, crece en dos dígitos el número de fundadores que trabaja en la empresa (87%), lo que demuestra una disminución del número de fundadores que solo se implican a nivel económico.

Sectores

Las startups de la Península Ibérica se desarrollan sobre todo en los sectores de impacto social (10%) y salud (6%) y como principales ventajas competitivas destacan tener un producto o servicio superior al de la competencia (73%), la rapidez del servicio (56%) y una mayor oferta (54%).

Respecto 2019, ha bajado un 7% el porcentaje de empresas que realizan ventas internacionales (42%). De las que venden fuera, el 34% lo hace solo a través de canales online. El 38% de las startups vende en los mercados de ultramar (Latino América y Norte de América), aunque Europa sigue siendo el mercado más relevante para el 43% de la muestra.

En cuanto a la financiación, las nuevas empresas del estudio han obtenido 91 millones de euros de fuentes externas, con una media de 194.000 euros, aunque siguen financiándose mayoritariamente con fondos propios, tanto en España como en Portugal.

Emprendimiento femenino

Como dato negativo, tan solo el 15,5% de las startups de España y Portugal están fundadas por mujeres. Y únicamente el 27% de las empresas de la muestra cuenta con una representación femenina entre los fundadores.

Por el contrario, aumentan las startups formadas solo por hombres, pasando del 50,4% al 53% en un año. El mayor porcentaje de mujeres se concentra en startups relacionadas con el sector de la salud e impacto social.

Share This